1 casas

Hasta el sector de Santa Teresa de Quiahue en la comuna de  Lolol, llegó el Intendente Regional, Pablo Silva Amaya, para visitar a las  familias que recibieron casas de emergencia de la Oficina Nacional de Emergencia (ONEMI), luego que sus inmuebles fueran severamente daños por incendios forestales que azotaron a la región.

“Estamos en un poblado, que a cinco minutos  que la gente se retirará, se quemaron las casas debido al incendio forestal que afectó a esta comuna.  Fue bastante riesgoso para ellos pero afortunadamente están con vida, lo material –como podemos constatar- se va a recuperar”, manifestó el Intendente Pablo Silva Amaya.

En la misma línea, la autoridad recalcó que “el Gobierno  va a trabajar firmemente para  otorgar una solución concreta.  Primero la vivienda de emergencia, mientras se aclara la situación del terreno  y,  posteriormente, ya se ha conversado con empresas contratistas para que en el breve plazo empiece la construcción de viviendas definitivas”.

Loreto Lara comentó la alegría al recibir su casa  y recordó lo sucedido en el incendio. “Se quemó todo, la tres casas, la de mi mamá, la de mi papá, la mía y la de mi hermana. Cuesta harto levantarse  y ver lo que uno tenía antes, son recuerdos y esfuerzos de años. Sin embargo, estoy contenta porque voy a tener donde estar con mi hijo, tranquila y seguir hacia adelante (…) no podemos tirar para abajo”, sostuvo.

El Intendente Regional también se reunió con María Martínez  y su familia, quienes perdieron todo producto del incendio. “Estoy con mi mamá (84), mi papá (89) y mi hijo (17) (…) y yo estaba en el lugar cuando pasó el incendio. Estoy muy emocionada (por la casa) (…) lo agradezco mucho”.

Cabe señalar que el resto de las viviendas de emergencia entregadas por ONEMI, están siendo levantadas en la comuna de Navidad, (9) Paredones (10) y Marchigüe (12).