0
0
0
s2sdefault

sanfurgo1

Emblemático proyecto de la población Ramón Sanfurgo concreta el Ministerio de Vivienda y Urbanismo (Minvu).

35 casas que fueron afectadas por termitas son restauradas por el Ministerio de Vivienda y Urbanismo en la población Ramón Sanfurgo de Santa Cruz. Trabajos que benefician principalmente a adultos mayores y que tienen muy satisfechos a quienes viven ahí.

Así celebra Margarita Morales,presidenta de la junta de vecinos. “Están quedando maravillosas las casas, superando las expectativas que yo tenía. La gente está muy contenta. Para el 15 de agosto esperamos tener las 6 primeras casas listas para los tijerales, hemos tenido un excelente trabajo”, destaca.

Por su parte, el Seremi de Vivienda, Hernán Rodríguez, expresó que “las termitas se han trasformado en uno de los enemigos de las viviendas en algunos sectores de nuestra región y también del país, y para eso sirve nuestro programa de mejoramiento y ampliación de vivienda”.

La autoridad agregó que “se está haciendo un mejoramiento completo del segundo piso, visitamos algunas viviendas y los vecinos que nos acompañaron estaban muy contentos porque esto les va a significar un aumento de superficie y una mejora de la calidad de sus viviendas, así que esperamos que sirva de incentivo para el resto de los vecinos de la población Ramón Sanfurgo postulen a este beneficio”. 

Asimismo, el director del Serviu O’Higgins, Víctor Cárdenas, narró cómo se ha trabajado esta problemática con la comunidad. “Inicialmente las familias nos plantearon la posibilidad de un mejoramiento. Sin embargo, se hizo una evaluación, la que determinó que lo que correspondía era reponer las viviendas, ya que el grado de deterioro era mayor”.

El director agrega que “el primer paso fue que las familias aceptaran esta nueva condición, por lo que significa en tiempos de construcción. Después de eso se desarrolló el trabajo de los profesionales de Serviu en el proyecto. Luego obtuvieron los subsidios y ahora podemos ver ya cómo estas viviendas comienzan a reconstruirse y a generar la esperanza en estas 35 familias para que tengan una calidad de vida acorde”, señala.

Al conformarse la convocatoria, algunos vecinos se mostraron un poco escépticos. Ahora que ven las obras, se está organizando una segunda agrupación para también reponer sus viviendas. Al respecto, Cárdenas señala que “las personas del sector que ya han visto el trabajo y no participaron ven como están quedando las casas, lo que ha generado interés para que un segundo grupo se conforme para seguir este camino”, puntualiza.

Los trabajos que se realizan consisten en el reemplazo de la madera que estaba dañada, principalmente en techumbre, puertas y marcos de ventanas. Se rescataron los muros perimetrales del primer piso y en el segundo se están construyendo 3 dormitorios con estructura galvanizada y materiales que no sufran la acción de las termitas.