0
0
0
s2sdefault
    Reunión 3
  • Autoridades, parlamentarios y alcaldes acordaron que la marcha blanca comenzará cuando estén terminadas las medidas de mitigación necesarias para asegurar la conectividad vial, especialmente en la comuna de Graneros.
  • También se acordó establecer una mesa de trabajo entre el Grupo EFE y alcaldes de las comunas por donde transita el servicio, que se suma a la mesa existente entre el ministerio, parlamentarios y la empresa estatal.

Según lo comprometido y tras reunirse con autoridades de la región de O´Higgins, el ministro de Transportes y Telecomunicaciones, Andrés Gómez-Lobo, y el presidente de Grupo EFE, Germán Correa, aclararon los alcances de la puesta en marcha del servicio ferroviario entre Alameda y Rancagua.

En relación a lo informado, la marcha blanca del servicio comenzará una vez que estén terminadas las obras de mitigación necesarias para mantener la conectividad en las comunas por donde circule el servicio Alameda-Rancagua.

Si bien, inicialmente se tenía planificado comenzar la marcha blanca este verano, durante la reunión, el ministro Gómez-Lobo, alcaldes, parlamentarios y las autoridades de Grupo EFE acordaron este cambio para no generar impactos viales que puedan afectar a la comunidad.

Adicionalmente, las autoridades acordaron establecer una mesa de trabajo entre el Ministerio de Transportes, Grupo EFE, Parlamentarios y los alcaldes, con el fin de mejorar la comunicación de los avances del proyecto a la comunidad.

“En esta mesa de trabajo informaremos periódicamente los avances de las obras. Vamos a tratar de acelerar al máximo las obras para que la marcha blanca pueda comenzar cuanto antes”, señaló Germán Correa, y añadió “la marcha blanca está pensada para un período de seis semanas, al final de la cual vamos a evaluar qué cosas están fallando, que cosas se pueden mejorar, y en ese momento se tomará en conjunto, como lo hemos decidido hoy, la decisión de iniciar el servicio de manera regular”.

En ese contexto, el ministro Gómez-Lobo explicó “la marcha blanca busca asegurar que estén funcionando todos los temas operativos, porque estos proyectos son complejos, pero una vez que esté todo funcionando, comenzará el servicio comercial. Pero insisto, la marcha blanca no va a comenzar hasta que no estén listas las medidas de mitigación”.

Mientras que el Intendente de la Región de O´Higgins, Pablo Silva Amaya, señaló: “Fuimos parte de una reunión de conversación y de propuestas de la cual valoramos el compromiso que entregó el Ministro de Transportes y el presidente de EFE, pero también lo propuesto por los alcaldes que han defendido los intereses de sus comunidades. Lo interesante es que todos estamos detrás de un proyecto que busca mejorar las condiciones de transporte para todos los rancagüinos , granerinos, la gente de Mostazal, pero también hemos realizado una mirada a futuro con San Fernando y Chimbarongo con el tema de las tarifas. Lo interesante además es que se va instalar una mesa de trabajo, hecho que no había pasado en muchos años”.

Tras el encuentro, el Presidente de Grupo EFE se reunió con dirigentes vecinales y representantes de la comunidad de las diversas comunas del tramo Alameda - Rancagua, oportunidad en la que recogió inquietudes y entregó información precisa respecto de la puesta en marcha del servicio ferroviario entre Alameda y Rancagua.

En la reunión realizada en la estación de Rancagua estuvieron presentes los senadores Juan Pablo Letelier y Alejandro García Huidobro; el diputado Felipe Letelier; los alcaldes de San Francisco de Mostazal, Sergio Medel; Graneros, Claudio Segovia; Codegua, Ana María Silva y Rancagua, Eduardo Soto.

Antecedentes técnicos

Ya se encuentran operativas las 10 estaciones con que cuenta el trazado, las que fueron habilitadas con nuevos andenes y boleterías para brindar una mejor atención a los usuarios. Además, el servicio contará con una tarjeta electrónica como medio de pago, que permitirá cancelar el pasaje por distancia recorrida.

En relación al equipamiento y los sistemas con que contarán estos nuevos servicios, el tramo Alameda – Rancagua tendrá 2 vías que fueron mejoradas en sus 82 kilómetros de extensión. Junto Con ello, el servicio considera la operación de 4 trenes Xtrapolis y 4 trenes UT 440 que han sido rehabilitados para el nuevo servicio, con nuevos sistemas eléctricos y de señalización ferroviaria.

En cuanto a los cruces vehiculares desnivelados que contempla este tramo, el cruce superior Hospital ya se encuentra operativo, al que se sumarán otros 10 cuya construcción se está iniciando y avanzará en forma progresiva a partir de ahora.

Se trata de los cruces Linderos, Bascuñán, Rinconada de Paine, Hospital, San Francisco de Mostazal, Codegua, La Compañía y Las Coloradas, que serán ejecutados por EFE, mientras que los cruces El Recurso, Los Guindos y Paine se encuentran en proceso de compatibilización con el Ministerio de Obras Públicas.