0
0
0
s2sdefault
  • IMG 1477
  • Tras los siniestros, Onemi comprometió ayuda a los damnificados de Paredones, para restablecer sus condiciones mínimas de habitabilidad. Durante los próximos días, además, recibirán baños modulares y kits con enseres.

Producto de los incendios forestales que han afectado a la Región de O’Higgins, durante estas últimas semanas–especialmente a las Provincias de Cardenal Caro y Colchagua– un total de cinco viviendas emplazadas en la comuna de Paredones resultaron destruidas, dejando a un total de 27 personas damnificadas.

Desatada esta emergencia, la Onemi Regional, junto a funcionarios de la Seremi de Desarrollo Social y el Serviu, se trasladaron hasta los terrenos siniestrados para realizar un catastro de los daños y coordinar la ayuda que se les entregaría a las familias, pertenecientes a los sectores de Casuto y Las Palmas. Es así como este martes, se materializó la entrega de tres viviendas de emergencia, cuyo objetivo es restablecer las condiciones mínimas de habitabilidad de los damnificados.

“Hemos cumplido el compromiso adquirido con estas familias, durante la semana pasada, luego de que perdieran sus casas a raíz de los incendios. Nosotros hemos estado recorriendo las zonas afectadas y conocimos en terreno la realidad que dejó esta situación, es por eso que nos preocupamos de atender a estas personas y les hemos garantizado la ayuda en este momento tan difícil por el cual están pasando”, señaló el Intendente Pablo Silva Amaya.

Tres de las cinco viviendas siniestradas pertenecían a residentes del lugar (quienes reciben hoy la ayuda), las dos restantes en tanto, corresponden a “segundas” viviendas, sin embargo, sus dueños podrán acceder a este beneficio con posterioridad.

La directora regional de Onemi, Alejandra Riquelme, explicó que “esta entrega se concreta a partir de la evaluación social de emergencia que se aplicó a las familias para identificar aquellos elementos prioritarios que permitan abastecer sus condiciones mínimas, como son, cama, techo y abrigo. Por parte de Onemi continuaremos las coordinaciones con el municipio, quien solicitó esta ayuda y responderemos otras necesidades que requieran las familias afectadas por el siniestro”.

Las tres viviendas de emergencia suman una inversión de 8 millones 600 mil pesos y serán levantadas en los mismos terrenos donde se emplazaban las casas destruidas. Dentro de los próximos días, además, Onemi entregará estanques para acumulación de agua, baños modulares y kits de habitabilidad con frazadas, loza, y otros enseres.