0
0
0
s2sdefault
  • 2ok
  • Alumno de Litueche que hoy cursa primer año de ingeniería civil geológica en la Universidad de O’Higgins, es uno de las miles de jóvenes que ya cuentan con gratuidad universitaria.

El Ministerio de Educación dio a conocer los resultados de la apelación a la gratuidad y beneficios estudiantiles en la educación superior, tras la segunda etapa de asignación, aumentando a nivel nacional de 257.030 a 262.141 alumnos.

Se trata de jóvenes que apelaron por distintas razones, en su gran mayoría debido a que los datos que ellos incorporaron al Formulario Único de Acreditación Socioeconómica (Fuas) presentaba alguna duda o inconsistencia, y también a aquellos que debieron esperar el avance de las listas de espera en distintos planteles.

Gracias a estos nuevos resultados, más de 5 mil cien jóvenes tendrán gratuidad, sumándose a los 257 mil que ya contaban con ella. Un ejemplo de estos jóvenes es José Fierro, de la comuna de Litueche. “Obtener la gratuidad ha significado para mí la oportunidad de poder estudiar sin necesidad de estar preocupándome por el tema monetario que esto implicaba y que para muchos jóvenes hoy en día resulta una traba en su desarrollo estudiantil”, indica José Fierro, quien hoy es alumno de la Universidad de O’Higgins, y es uno del casi 80% que estudia con Gratuidad en esa casa de estudios superiores.

Añade que “Sin duda obtenerla fue la mejor noticia que se me pudo dar, ya que dada mi situación económica no hubiera podido solventar el gasto, teniendo que recurrir a créditos y terminar pagando 2 veces la carrera que elegí estudiar: ingeniería civil geológica”.

Con más hermanos y varios problemas económicos, para José el continuar con sus estudios superiores era todo un tema incierto. “Era bastante difícil sin gratuidad que yo pudiera estudiar dada la situación económica que enfrento en mi día a día, más teniendo un papá que no estaba ni ahí con mi educación superior. Era un tema complejo, ya que tengo más hermanos y mi mamá no podía pagar mis estudios. Todo se veía cuesta arriba antes de tener los resultados de gratuidad”.

Para este joven, egresado del liceo Rosario de Litueche, “la gratuidad ha alivianado en gran manera la carga que tenía mi madre, ya que los recursos presentes en mi hogar no son muchos, en especial al sumar el hecho de que estar lejos del hogar es complejo y caro.  Hoy puedo dedicarme solo a estudiar y en un futuro sacar a mi familia adelante, sabiendo que estuvo el apoyo del gobierno y en especial del Ministerio de Educación al darme la oportunidad de estudiar gratis, espero no defraudarlos, ”.